Entrevistas

Revista SOPNIA - Esta revista permite aprender y compartir el conocimiento científico

Entrevista al Dr. Ricardo García

5 de Junio de 2014


Por estos días, el doctor Ricardo García, se encuentra abocado a terminar el último número de la Revista Chilena de Psiquiatría y Neurología de la Infancia y Adolescencia, antes de dejar su cargo de editor, después de tres años y medios cumpliendo dicha labor. Las cuentas son muy positivas, porque a lo largo de los años, la revista no sólo se ha posicionado entre los médicos nacionales, sino que también es reconocida internacionalmente.
Conversamos con él para saber su experiencia, las dificultades que se le presentaron como editor, y sus máximos logros y satisfacciones.


1.- ¿Cuántos años estuvo a cargo de la revista?
Yo estoy como editor desde hace 3 años y medio, cuando la doctora Maritza Carvajal me solicito hacerme cargo. Accedí y arme un equipo con la editora de neurología, Isabel López, y la editora de psiquiatría, Muriel Haleprn. Cada una armo su propio equipo, y nos pusimos como meta mantener la línea editorial que venía de antes, pero también queríamos prepararnos para acceder a una nueva indexación de la revista, que tuviera una mayor difusión, un mayor peso científico.


2.- ¿Qué lo motivó a formar parte de este proyecto?
Las motivaciones fueron básicamente de tres tipos. La primera, fue una motivación societaria, como médico miembro de una sociedad en la cual todos aportamos no sólo al desarrollo de la especialidad, sino que también al desarrollo de los socios. Siempre he estado muy sensibilizado con este tema, porque trabajé antes como vicepresidente de la sociedad, después como presidente, dirigí un Congreso, entonces, de alguna manera siempre he estado vinculado a los objetivos de la sociedad.
En segundo lugar, me motivó el punto de vista académico, porque es motivante ampliar los conocimientos, poder aprender y compartir el conocimiento científico. Y en tercer lugar, quería que este conocimiento científico, pudiera llegar al paciente en última instancia, que los lectores puedan tener mejores herramientas para mejorar el estado de salud mental de sus pacientes.


3.- ¿Qué objetivo quería cumplir en la revista?, ¿cuál era la línea editorial?
La línea editorial fue, primero, que la revista sea la cara científica de los miembros de la sociedad. Mantener, que la revista fuera el instrumento de la sociedad para dar a conocer los trabajos científicos y de investigación de los socios, ese es el objetivo central. El segundo punto de la línea editorial, es que fuera una plataforma útil para que los socios pudieran conocer la experiencia de sus pares, en revisión de temas y casos clínicos, contribuciones, etc., alentarlos para que quisieran y pudieran traspasar sus conocimientos y experiencias en artículos. Hemos visto que los socios en los congresos presentan muchos trabajos científicos, pero no todos los conocen, así que queríamos facilitar esta transmisión a través de artículos científicos.
Y tercero, queríamos tener mayor peso científico, acceder a más buscadores, pero para ello teníamos que tener 3 números al año, tener un continuidad y un buen nivel de publicaciones. Lo hemos logrado, tenemos una continuidad de tres números anuales y hoy estamos indexados en los principales buscadores científicos, como Latindex y Lilacs. El paso siguiente, es ir a otros indicadores, y estamos en gestiones para poder acceder a ellos.

4.- ¿Cuál o cuáles fueron las principales dificultades que tuvo estando a cargo de la revista?
Sin duda que hacer una revista de este tipo, es un trabajo que requiere una mayor profesionalización en términos de horas de dedicación por parte de los editores, y es complejo porque hay poco tiempo. La mayoría de los doctores están comprometidos con sus consultas, actividades universitarias, entre otras; entonces hay que dejar un tiempo no menor porque es un trabajo complejo. Segundo, requiere también una profesionalización en la gestión, en la administración de la revista, y ahí siempre hay dificultades; y tercero, no es fácil lograr que nuestros socios se atrevan a escribir sus investigaciones y aportes en sus unidades, que quieran plasmar sus aportes en un artículo.

5.- ¿Cuál o cuáles fueron sus principales logros?
Uno de los logros destacados, fue el espíritu societario del comité editorial y de los puntos de apoyo de la sociedad, del directorio, la administración, secretaría, etc., para lograr que hayamos tenido una publicación regular de tres números al año.
Y en segundo lugar, hemos recibido buenas críticas por el nivel y la calidad científica de la revista. También quisiera destacar el cambio de formato de la revista, que la hizo más amigable y visualmente mejor, y además, el hecho de tener antecedentes suficientes para comenzar la validación y tener mejor nivel dentro de los buscadores científicos.

6.- ¿Por qué cree que esta revista ha sido tan exitosa y reconocida, incluso, internacionalmente?
Básicamente por el nivel de los artículos publicados. Es la única revista en su género en Latinoamérica. Siento que también es exitosa porque hay una tradición de los miembros de la sociedad de querer tenerla como material de consulta, en formato digital o en papel.

7.- ¿Qué mensaje le daría a los lectores de la revista ahora que deja el proyecto?
Les diría que tengan presente esta publicación científica como el principal difusor de su propia producción científica, y que operacionalicen su trabajo científico en un artículo, para así seguir alimentando esta publicación científica que representa a nuestra sociedad frente al mundo científico a nivel nacional e internacional. Tenemos mucho que decir.

 

  Ver noticias anteriores

 

SECCIONES

Entrevistas


Sociedad de Psiquiatría y Neurología de la Infancia y Adolescencia / Esmeralda 678, 2º piso interior. Santiago Centro. / Fono-fax: 6320884 / [email protected] Horario de atención: de lunes a viernes de 8:30 a 13:30 hrs.